Top blogs de recetas

martes, 1 de enero de 2013

ROSCON DE REYES

Después de las comilonas de Nochebuena y Nochevieja, todavía nos queda un último atracón antes de ponernos todos a dieta (como todos los años unos solo la siguen dos días y los más perseverantes llegan magníficos a la primavera). De cualquier manera merece la pena seguir comiendo un poco más hasta el día 6 para poder disfrutar de uno de los postres más típicos del año....el maravilloso Roscón de Reyes.
Todos tenemos en nuestro recuerdo este dulce típico que tomábamos para desayunar o merendar (o las dos cosas) sin apenas soltar los regalos de las manos. Creo que no debe de haber ningún hogar que no amanezca el día 6 sin su Roscón.
En fin, aquí os dejo el mío que os aseguro que vale la pena que hagais vosotros mismos en vez de ir a comprarlo y no os olvideis de esconderle el haba y el regalito!.
Si os sobra al gún trocito (que lo dudo), o se os queda un poco duro, NO lo tireis que el día 7 os enseño una recetita para aprovecharlo que esta de lujo.
Feliz año a todos y que los Reyes Magos se `porten bien.
Disfrutad...



300 gr. harina de fuerza
ralladura de 1 naranja
70 gr. azúcar
40 gr. mantequilla
80 ml. leche
25 gr. levadura fresca
1 huevo grande o 2 medianos
2 cucharadas de agua de azahar
una pizca de sal
Opcional:
fruta escarchada
nata montada
trufa


Templamos la leche y disolvemos en ella la levadura con una cucharada de azúcar y dejamos levar al menos media hora en un recipiente alto ya que sube bastante.
Mezclamos con el resto de los ingredientes exepto la harina que iremos incorporando poco a poco una vez tamizada.
Empezamos a amasar y debemos de hacerlo al menos diez minutos hasta que nos quede una masa fina y muy pegajosa. Podremos ir mojándonos las manos con agua o un poco de aceite para que nos resulte más cómodo.
Tapamos esta masa con un paño y dejamos levar un mínimo de 3/4 de hora en un lugar cálido.
Volvemos a amasar para sacarle el aire que pueda tener y hacemos con ella un rosco y le colocaremos en el agujero un vaso o un aro de emplatar para que no se nos cierre.
Volvemos a dejar levar hasta que doble su tamaño.
Pintamos con huevo batido y le ponemos fruta escarchada al gusto.
En un bol ponemos un poco de azúcar y mojamos ligeramente para que nos quede "gruesa" y la ponemos encima del roscón.
Metemos a horno precalentado a 200º 10 minutos y ñluego otros 8 minutos a 180º, cuando veamos que se nos dora un poco la superficie tapamos con papel aluminio.
Dejar templar, abrir y rellenar con lo que más nos guste: nata, trufa.....
Y que no se os olvide el haba y el regalito!!!

5 comentarios:

  1. Que rico los roscones, y aun no he probado uno casero, seguro que están para no dejar de babear! Te quedo perfecto!

    ResponderEliminar
  2. Es verdad aun nos queda el roscón, y para mi el postre mas rico de toda la navidad.
    Besinos y feliz año nuevo

    ResponderEliminar
  3. ¡¡QUE PINTAAAA QUIERO UN CACHOOOO!! te ha quedado espectacular. Yo no encuentro el agua de azahar, de todas formas nos los trae un primo que tiene una fabrica (una panificadora y hacen de todo) así nos sale gratis y esta mmmmm ya haré alguna foto besitos

    ResponderEliminar
  4. Buenisimo, como asoma la nata !!!! Beoss y feliz año

    ResponderEliminar

Dejar una entrada diciéndome que os ha parecido la receta, me encantará leeros!!